Das Gold im neuen Altgeist

Michael Shipman

0. Preludio

Leyendas nórdicas se hacen vivas por el gran Rin. Este hermoso río crea y forma gente e ideas a través de épocas innumerables. Sus aguas sabias guardan los secretos del oro sin creador—como se buscaba y se preciaba, como por él se luchaba, y como se robó. El oro es la fuerza de la bendición y de la maldicíon cuando se forja en las manos de los hombres y dioses. Éste es el centro invariable de la historia que se cuenta a través de estas obras. Del fondo de los colores elementales surgen las hijas del Rin, que se mueven entre las olas del azul y rojo y el brillo del oro. Se hacen dioses y se forjan ciudades y monumentos del oro, y aún son arrojadas en una vida de dolor y labor. Y vagan por el mundo en busca del oro. Las más grande de sus ciudades es Valjala, y el más grande de sus dioses es Wotan, el noble, que dio un ojo por poder y sus días para vagar por la tierra, procurando lograr el oro que ya no puede ver. 

 

  • Black Pinterest Icon
  • Black Instagram Icon
  • Black Twitter Icon